Recetas

Hacer una poción de ayahuasca es una tarea que normalmente necesita mucho tiempo, paciencia y cuidado. Para los que aún así lo están considerando, aquí están algunos métodos de preparación que dan una idea de lo que es preparar la ayahuasca. Los ingredientes requeridos pueden ser comprados en línea en lugares como Azarius.

NATEMA RECETA DE LOS SHUAR

Los chamanes Shuar (uwishin) rajan una pieza de 1- a 2-metros de largo de tallo de Banisteriopsis caapi en pequeñas tiras. Ellos colocan las tiras en un bote junto con varios litros de agua. Después acrecientan hojas de Diplopterys cabrerana, una especie de Herrania, Ilex guayusa, Heliconia stricta, y una Malpighiaceae no identificada, conocida como mukuyasku. La mezcla resultante es hervida hasta que el agua haya evaporado casi toda y quede solo un fluido jaraboso. Los Kamsá, Inga, y Secoya hacen preparaciones semejantes.

B. CAAPI & M. HOSTILIS RECETA – POR UN MIEMBRO ANÓNIMO DEL FORUM EROWID

El uso de Banisteriopsis caapi en esta receta es basado en la premisa de que a) una poción con B. caapi y (normalmente) P. viridis es la poción tradicional sudamericana, b) la caapi es particularmente importante porque tradicionalmente la caapi es considerada como siendo la “ayahuasca” mientras las plantas que contienen DMT son simplemente ayudantes, y c) la caapi y las experiencias que ella proporciona son más suaves, más seguras y más “sabias” do que las producidas por la Peganum harmala (syrian rue). B. caapi es menos imprevisible y más controlable, una maestra más capaz y fiable.

Después de examinar tus intenciones, de investigar y seguir el régimen alimentar requerido, reúne:

  • 50 gramos de Banisteriopsis caapi (viña entera, no triturada ni hecha polvo)
  • 12 gramos de corteza de la raíz de Mimosa hostilis (no triturada ni hecha polvo.) [Ver Nota 1]
  • azúcar blanco
  • agua destilada
  • 4 botes de acero inoxidable [Ver Nota 2]

Pasos

  1. Envolved la caapi en una toalla y rómpela con un martillo hasta que queden trozos pequeños. Utiliza un molino de café para hacer polvo con la mimosa o rómpela en trozos pequeños con tus manos.
  2. En un bote, coloca la mimosa, una cucharada de té de vinagre, y cerca de un litro de agua.
  3. En otro bote, coloca la caapi, y una cantidad semejante de agua y vinagre.
  4. Deja en fuego lento durante 2-3 horas o hasta que el nivel de agua sea bajo. Evita hervir – debe estar caliente pero no burbujear. Habla tus intenciones a la poción mientras la estas cocinando; escucha los ruidos que hace. No la dejes sola; si necesitas hacer otra cosa, apaga el fuego.
  5. Mantiene la mimosa y la caapi separadas, filtra cada una a través de un tejido (por ejemplo una camiseta) hasta que la poción quede clara, probablemente unas 4 o 5 veces. (Un método excelente para filtrar fácilmente es pegar una camiseta con cinta adhesiva por encima de un bote vacío, lo que permite usar las dos manos para verter la poción. La camiseta quedara rápidamente atascada, por eso para cada filtraje debes usar una sección diferente del tejido.) Coloca el té de mimosa en un bote para la mimosa, la caapi en un bote para caapi, y reduce las dos; acuérdate que no debes hervir la poción.
  6. Repite los pasos 2-5 tres veces, manteniendo la mimosa y la caapi separadas. El material herbal debe ser cocinado un total de tres veces, con agua fresca y más vinagre a cada vez; el té cocinado/filtrado es guardado en separado y reducido en fuego bajo mientras haces la segunda y tercera lavadura. Esto método requiere cuatro botes, a menos que lo hagas al longo de varias noches.
  7. En esto punto tendrás un bote conteniendo tres lavaduras de mimosa, reducidas, y lo mismo para la caapi. Cada dosis debe ser no más pequeña que mitad de una taza y no más grande que una taza. (Pociones menos concentradas tiene mejor sabor, pero tienes que beber más cantidad.) Coloca los botes en la nevera durante la noche.
  8. El día siguiente, remueve cuidadosamente la mimosa de la nevera. Con un filtro de camiseta, verte el liquido; evitando disturbar/mover el sedimento en el fundo del bote. No lo necesitas. NO HAGAS lo mismo con la poción reducida de caapi; si la has filtrado correctamente, tu poción deberá estar bastante limpia. Deberá tornar-se más clara cuando calentada, y tener una color púrpura, un poco como vino tinto.
  9. Cuando hagas esto, tienes la opción de combinar la mimosa y la caapi o beber la mimosa después de beber la caapi. Agita la caapi para que el sedimento quede en el té y no en el bote. Calienta el té, y bébelo cálido.

Se sugiere que se preparen dos dosis para cada persona. Si no puedes aguantar el té y lo purgas prematuramente, tendrás otra taza para beber.

Agradece la experiencia, pase lo que pase. Siempre hay lecciones para aprender, “funcione” o no, tengas o no una buena “trip”.

Esta receta es un poco más complexa que otras que utilizan la ruda siria, pero usar la verdadera viña en vez de la ruda siria vale la pena. Es un poco más caro, pero vale el dinero; y mismo con B. caapi, una dosis ira costarte menos que muchos otros alucinógenos.

  • Nota 1 – Cincuenta gramos de hojas de P. viridis pueden ser usadas en vez de la mimosa. Si optares por esto, las lavaduras deben colocarse en un bote en la nevera hasta el día siguiente en vez de reducidas inmediatamente.
  • Nota 2 – Tus botes deben ser de acero – nada de aluminio e ABSOLUTAMENTE no Teflón. Después de completares una lavadura (paso cinco), puedes reducir el té cocinado, mientras haces las demás lavaduras; sin embargo, si no tienes cuatro botes, es posible hacer todo en un solo bote. La caapi y la mimosa pueden ser combinadas en un bote al longo de los procesos de cocedura y reducción. Si lo haces así, tienes que hacerlo al longo de más que una noche; la reducción debe hacerse DESPUES que el sedimento repose durante la noche en la nevera, como en el paso ocho. Puedes reducir la mimosa y después verter el sedimento, si dejas asentar en la nevera, sin que eso afecte la calidad de tu té; pero esto no se puede hacer con la caapi.
  • Nota 3 – Comentario de un lector sobre el uso de vinagre: “NO se debe usar “vinagre de vino” o ” vinagre de ciruela”. Creemos que contiene tirosina que puede causar problemas. Hemos utilizado el vinagre de vino para nuestro té y tuvimos problemas con el estómago.

OTRA RECETA

Esta receta circula en la web y ha sido probablemente desarrollada desde recetas usadas en Ecuador y norte de Peru.

  • 50 gramos de viña fresca de B. caapi por persona.
  • 85 gramos de hojas frescas de P. viridis por persona.
  1. La viña de ayahuasca vine es destrozada y colocada en camadas alternadas con hojas de P. viridis en un bote de acero o loza, y luego cubiertas con agua.
  2. La poción es suavemente hervida durante 4 horas.
  3. El liquido es vertido y recogido.
  4. Usando el mismo material herbal, el bote es de nuevo lleno con agua fresca y llevado a fuego lento durante cuatro horas más.
  5. El liquido es vertido y recogido de nuevo.
  6. Ahora puedes echar las hierbas.
  7. Junta las dos cantidades de liquido y hierve suavemente para concentrar la ayahuasca, hasta que obtengas una cantidad razonable para cada dosis.
  8. Mientras la evaporación y concentración esta aconteciendo, tiene cuidado para que la ayahuasca no hierva muy vigorosamente, porque esto causa la degradación de los ingredientes activos y también causara la caramelización de los azucares, resultando en una poción final muy espesa.

 

pan
Viña y hojas listas para cocinar